El sitio de las series de TV

No es nada personal

No es nada personal
Por Sofía Vanoli Bianchi - 2 de Mayo Comparte

Agents of Shield Temporada 1 Capítulo 20. No hay nada que Ward pueda hacer o decir para redimirse. Nada.

Agents of Shield es una serie que siempre me ha sorprendido,  ya sea porque falla de forma épica al cumplir con mis expectativas o porque, si previo aviso, da un giro de 180 grados y se convierte en una serie que realmente vale la pena mirar. Es fantástico ver cómo la serie logró combinar las tramas que venía planteando desde el principio con el final de S.H.I.E.L.D como una agencia de inteligencia. Las apuestas se elevaron de forma impresionante, más aún ahora que Maria Hill le asegura a Coulson que lo que haga a partir de ahora es personal. Nada de lo que haga puede traer a S.H.I.E.L.D de nuevo.

Es una noción desconcertante. La agencia era lo que unía a la serie y si bien Coulson está determinado a mantener a su equipo unido, no estoy segura cuánto más pueda durar. Mientras Hydra esté ahí afuera siempre van a tener un propósito, ya sea Garrett, Quinn, Deathlock, T.A.H.I.T.I. Siempre hay un enemigo, pero sin el apoyo de S.H.I.E.L.D y con el título terrorista sobre sus cabezas las cosas se complican. Evidentemente la historia no termina ahí y esa incertidumbre es lo que más emociona. A esta altura hay una necesidad por saber qué es lo que pasará. Mucho más que la que había con la resurrección de Coulson y el misterio de Skye. La tensión está al 100% y la serie logró, en pocos capítulos, que el compromiso con los personajes creciera. De este modo, cuando se vino abajo su mundo, también se vino abajo el nuestro y eso hace que la historia le llega a la audiencia mucho más.

La gema de este capítulo fue el tan anticipado regreso de María Hill. Su rol fue un poco pobre pero es uno de los mejores personajes de Shield así que cualquier excusa para tenerla en pantalla es bienvenida. Su historia empieza dónde culminó en Captain America: The Winter Soldier. Conectando ambas historias aún más profundamente y explorando un poco más qué le sucedió a los personajes luego de que es Triskelion haya sido destruido. Gracias a su aparición se descubrieron dos cosas. La primera es que, una vez que se es parte de S.H.I.E.L.D, siempre se será parte de S.H.I.E.L.D. Y la segunda es que la organización realmente fue destruida y Fury parece tener cero interés en reclutar a los sobrevivientes para volver a reconstruirla. Coulson, aunque dude en admitirlo, está destruido. Más aún cuando el misterio de su muerte sigue aumentando y aumentando.

El momento de más tensión fue cuando Skye confronta a Ward. Es una escena maravillosa, en primer lugar porque, debido a la relación que tienen, no podía ser otra persona lo que lo confrontara. Fue perfecto. Ella le hizo ver lo mucho que su traición dolió y eso lo lastimó. Su “escudo” es la excusa de que está cumpliendo órdenes y, en mi opinión, es la manera que tiene para no pensar lo desagradable que fueron sus acciones. Skye lo obligó a ver eso. Y solo porque fue Skye, lo que salió de la boca de Ward fue la verdad. Si hubiese sido otro agente hubiera mentido, pero no con Skye. Ahora la audiencia tiene las excusas de Ward. Que honestamente son miserables y patéticas. Creo que el personaje está lejos de la redención y me molestaría mucho que, si en un momento llega a arrepentirse, lo cual es muy seguro que suceda, sus acciones no tengan el castigo necesario. Después del infierno que Coulson le hizo pasar a May, Ward se merece algo 10 veces peor.

Ahora que el equipo conoce la traición de Ward, no hay nadie que los pare cuando decidan ir en contra de Hydra, y no puedo esperar hasta el momento en que Coulson les dé su merecido. 

Comparte

Ingresa a tu cuenta

Suscríbete a nuestro Newsletter

¡Recibí las últimas actualizaciones, noticias y reviews sobre tus series favoritas!